El peligro de los retos virales

retos virales

El peligro de los retos virales

La adolescencia es un momento vital en la que los retos virales se pueden convertir en un gran atractivo con desastrosas consecuencias. Los retos virales pueden parecer simples juegos entre amig@s, pero muchas veces acaban convirtiéndose en situaciones de gran riesgo, que pueden acabar incluso en la muerte.

Hace ya un tiempo de esta campaña que lanzó Orange en su página Por un uso love de la tecnología pero casi a diario surgen nuevos retos que se hacen virales en las redes sociales y por lo tanto sigue vigente:

Tal vez el spot te impresione, por la (en mi opinión) brutal inconsciencia de los protagonistas, pero no debemos dejarnos llevar por el miedo y sí ocuparnos de este tema con la tan necesaria conversación familiar, sobre todo cuando en casa hay adolescentes.

Lo primero que debemos saber es que hay retos y retos. Unos con consecuencias inofensivas y otros que pueden acarrear daños importantes y permanentes.

¿Por qué a los adolescentes les atraen los retos virales?

Es fundamental que madres y padres hagamos un ejercicio de empatía con nuestros adolescentes en su relación con los dispositivos y con las redes sociales. Reconozco que puede no ser fácil, nosotros no teníamos los medios actuales y por lo tanto es más difícil ponernos en sus zapatos. Sin embargo, dado que el momento evolutivo que están viviendo nuestr@s hij@s, en el que probablemente la característica más relevante sea la impulsividad, es necesario que podamos hablar con ell@s sobre su vida, que incluye la digital, para que mantengan conductas saludables.

El cerebro adolescente está en pleno desarrollo y su corteza prefrontal, la que pone en marcha el pensamiento racional, no lo hará hasta los 25 años. Es decir, los retos virales se pueden convertir en un caramelo muy atractivo para un@s adolescentes que son incapaces de valorar que una acción puede tener consecuencias desastrosas.

Ya hemos tratado en muchas ocasiones en este blog la importancia de conocer la actividad que tienen nuestros hijos en sus redes sociales y qué referentes pueden influir en su comportamiento. Además de las causas fisiológicas, argumentadas por el desarrollo cerebral en la adolescencia, es necesario tener en cuenta la personalidad y estado emocional de nuestr@ adolescente. Si un adolescente sufre depresión puede sentirse atraíd@ por grupos en redes que hablen de formas de autolesionarse, o si no cuenta con una sana autoestima, y necesita de “likes” en su entorno digital, puede sentir la tentación de realizar alguno de estos retos virales para conseguir mayor notoriedad.

Retos virales inofensivos y otros no tanto

Ya sabéis que no me gusta ser catastrofista cuando hablo del uso de tecnología (ya contamos con demasiados titulares oscuros), por eso voy a empezar con un reto viral de hace bastante tiempo y que sí considero “saludable” 😉

¿Os acordáis del reto del balde de agua helada para sensibilizar por la esclerosis lateral amiotrófica (ELA)?

No solo se trataba de un reto viral simpático y divertido sino que además recaudó mucho dinero destinado a la investigación de esta enfermedad.

Sin embargo también estoy pensando en otros retos virales que se han ido poniendo de moda entre los más jóvenes y que gracias a whatsapp, Tiktok o Instagram, se llegan a viralizar por todo el mundo.  

Estoy hablando de retos virales que no sólo tienen poca gracia sino que además las consecuencias de algunos de ellos han dado lugar a resultados fatales.

La ballena azul

Lo de este reto tiene, como lo de la “niña de la curva” en nuestra época, mucho de leyenda pero, independientemente del origen del “juego” y del nombre, lo cierto es que es uno de los que más repercusión en redes sociales tuvo causando una gran alarma social.

imagen de una ballena azul en el mar
El nombre “Ballena azul” hace referencia a este animal porque “decide” encallarse para morir en las playas

El reto consistía en ir realizando una serie de pruebas  entre las que se incluían daños corporales y psicológicos y la última misión del juego era el suicidio. El dato que se repite en medios del alcance de este reto es que se suicidaron más de 130 niñ@s aunque me temo que es poco fiable y que el problema del suicidio adolescente lo es también sin la existencia de estos retos.  

Jonathan Galindo

Este reto viral viene a ser el sucesor de la ballena azul en el año 2020. Un “seudoGoofy” es quién propone un juego en el que se plantean pruebas cada vez más complicadas y dañinas para los participantes.

Llegó de EEUU a Europa el pasado año y a través de redes sociales (TikTok, Instagram, Twitter, Facebook..) lanza misiones que van aumentando en peligrosidad. Investigadores apuntan que el suicidio de un niño napolitano de once años el pasado mes de octubre estuvo relacionado con este reto viral.

https://twitter.com/guardiacivil/status/1312105071556034561?s=20

Desafío Benadryl

También surge el pasado año, en la red social Tiktok. El reto es ingerir gran cantidad de este antihistamínico y grabarse mientras sufren los efectos (alucinaciones, frecuencia cardiaca desatada, convulsiones…). Este reto salió a la luz tras la hospitalización de tres adolescentes por sobredosis de Benadryl. En este caso no hubo que lamentar muertes pero grandes cantidades de este medicamento no solo puede ser perjudicial para la salud, sino que además puede ser mortal.

Desafío de la nuez moscada

Se trata de un reto viral muy similar al anterior pero con un producto que puede estar fácilmente en nuestra cocina, la nuez moscada. Ingerir de una a cuatro cucharaditas de esta especia, según la  Asociación Estadounidense de Química Clínica,  puede ser motivo de intoxicación y causar desde sequedad de boca, malestar gastrointestinal o palpitaciones, hasta hipotermia, alucinaciones, coma o incluso la muerte. Que digo yo, que después de saber todo esto, es fácil que se nos quiten las ganas de tener en casa.

Lamer tapas de váter

un influencer lame una taza del váter
Captura del video subido por Larz

Seguro que estás haciéndote la misma pregunta que me hice yo: ¿quién en su sano juicio propondría una cosa tan asquerosa? Evidentemente alguien con cero juicio, y podría asegurar que tampoco muy list@.

¿Y quién aceptaría un reto así? Idem.

Una influencer, Ava Louise, fue la joven creativa que lanzó este reto a sus seguidores de Tiktok bajo el hastag #Coronaviruschallenge mientras lamía el retrete de un avión.

Desconozco si este reto fue seguido por much@s jóvenes pero si leí días más tarde de otro influencer, un californiano de 21 años, que había dado positivo en coronavirus tras participar en este reto viral lamiendo una taza de váter en el baño de un aeropuerto.

Tal vez después de saber lo que son capaces determinadas personas para conseguir seguidores, te animes a conocer un poco más sobre quien influye a tus hij@s en redes sociales.

El Rompe bocas y el Rompe cráneos

Dos retos virales que consisten en hacer caer a una víctima y grabarlo para luego subirlo a las redes sociales. En el “rompe bocas” challenge, una persona por detrás sujeta los tobillos de la víctima para que caiga de frente y en el “rompe cráneos”, tres personas saltan y los de los extremos hacen caer al del medio hacia atrás.  

En cualquiera de las dos situaciones estas caídas pueden producir lesiones importantes, desde desgarros, fracturas, roturas de dientes… hasta lesiones cerebrales.

secuencia de la grabación del reto "Rompe bocas" en un grupo de chicas.
Secuencia de la grabación del reto “Rompe bocas” en un grupo de chicas.
Secuencia de la grabación del reto "Rompe cráneos" en un grupo de chicos.
Secuencia de la grabación del reto “Rompe cráneos” en un grupo de chicos.

Outlet Challenge

Un reto viral que propone conectar un cargador a un enchufe y dejar caer una moneda entre él y la pared grabando las consecuencias que provoca: chispas, un apagón, un incendio, quemaduras…

Y estos son solo unos pocos ejemplos de los muchos retos que se viralizan entre los más jóvenes. Tal vez hayas oído hablar de otros como tirarse a una piscina desde un balcón, comer pastillas de jabón, sujetarse en el exterior de un tren en marcha, ponerse vodka en un ojo o asfixiar a otra persona hasta que pierda la consciencia. Todos muy bien pensados ☹ y todos con la intención de obtener reconocimiento en forma de “likes” o seguidores.

¿Qué podemos hacer los padres frente a los retos virales?

Tal vez pienses que tú hijo o hija nunca participaría en un reto que pudiera poner en peligro su vida o la de otra persona pero el poder del grupo es muy importante en la adolescencia. Estos retos pueden resultar muy atractivos para adolescentes impulsivos que quieren llamar la atención entre sus iguales.

Mi recomendación:

Sacar el tema y hablar sobre lo que conocen y piensan.  

  • ¿De qué retos hablan con sus amig@s y qué saben de sus consecuencias? Pregunta sin juzgar. Si logramos comunicarnos eficazmente favoreceremos su reflexión y que valoren los riesgos de los retos virales.
  • ¿Han tenido alguna vez interés en participar en un reto o conocen a alguien que haya participado en alguno de estos que conoces? ¿Qué consideran sería lo peor que les podría pasar? Recuerda que los adolescentes viven un momento en el que se sienten invencibles, si les expones consecuencias de casos reales tal vez tomen tierra.
  • ¿Haciendo este tipo de retos se consiguen muchos seguidores nuevos, “me gusta”, comentarios…? Hablar sobre por qué adolescentes y jóvenes son capaces de poner en riesgo su vida para tener mayor notoriedad en las redes sociales. Necesitan la aprobación de gente que ni siquiera conocen en su ámbito físico para sentir que su vida es emocionante.

Conectar con nuestr@s hijos, hablar de la tiranía de los ¨likes¨frente a otros aspectos de la vida que sí son importantes para sentirnos bien con nosotr@s mism@s… y muy importante: tratar de favorecer una sana autoestima como factor de protección frente a retos virales y otros riesgos de internet.

Si somos capaces de mantener conversaciones en familia en torno a su vida digital sin juzgarlos, sin demonizar las redes sociales, sin criticar todo lo que concierne al uso que hacen de la tecnología… podremos conocer más cosas sobre su vida, la física y la virtual, y así aprender y construir cultura digital familiar. Seguimos.  

No Comments

Post A Comment